Page archived courtesy of the Geocities Archive Project https://www.geocitiesarchive.org
Please help us spread the word by liking or sharing the Facebook link below :-)


Los graves sucesos de Tama

 

 

Un hecho que causó una fuerte conmoción entre los habitantes de la comarca. Hasta entre muchos de quienes se alegraron por el fallecimiento de Gildo y  Pin, produjo un sentimiento de repulsa el vil asesinato de Dominador y su familia.

 

          El 20 de octubre de 1952, fuerzas de la Guardia Civil de los destacamentos de Pido, Vega de Liébana y del puesto de Potes, se encontraban realizando una amplia batida por domicilios y cabañas en busca de emboscados. Al rededor de las 8 de la mañana, el sargento comandante del puesto de Potes, José Sanz Díaz, en compañía de cuatro guardias llegaron al pueblo de Tama.

         Era Lunes y la carretera estaba animada y concurrida. Era día de mercado en Potes.

         En lo alto del pueblo, en un lugar denominado como "el Coterillo" residía Dominador y su modesta familia. En su casa se encontraban acogidos varios de "los del monte": Hermenegildo  Campo <<Gildo>>, Quintiliano Guerrero <<el Tuerto>> y José fernández <<Pin el Asturiano>>.

        El sargento y los cuatro guardias se dirigieron a casa de Dominador. Al llegar allí, este abrió la puerta al sargento quien le conmino a dejar paso para registrar la vivienda. Nada mas entrar en el vestíbulo se produce la primera refriega. El sargento sale a refugiarse al exterior herido en una mano. Gildo había resultado muerto.

TamaI.jpg (75860 bytes)

El Coterillo. La flecha indica el lugar donde se encontraba situada la vivienda de Dominador y su familia.

       El Tuerto y Pin el Asturiano, abrieron una trampilla que comunicaba con la bodega. Al salir al exterior se encontraron de bruces con el sargento quien caería abatido por una ráfaga.

       La esposa de Dominador se reúne con su hija Carmina de 16 años que se había refugiado en la vivienda cercana de unos familiares, la ordena que intente coger el autobús de línea a Santander para escapar al haber sido descubiertos los tres emboscados en su casa. Pero Carmina muy nerviosa, decide permanecer junto a sus padres.

       Pin y el Tuerto huyen por el puente sobre el Deva hacia la carretera de Viñón . Un guardia de permiso se toparía con ellos en el puente, disparando y abatiendo a Pin.  El Tuerto conseguirá huir herido en dirección a Armaño.

       Son llevados a la casa Dominador Gómez Herrera, su esposa Carmen de Miguel Fernández  y Carmina Gómez de Miguel  hija de ambos. Allí mismo serían los tres ejecutados. Sus cuerpos junto al de Gildo, fueron conducidos en un carro de bueyes y enterrados en una fosa común. Posteriormente procedieron a prender fuego a la casa.

TamaII.jpg (81210 bytes)

Arbustos y maleza cubren hoy por completo las ruinas de la casa. Apartando un poco la vegetación, enseguida aparecen restos del muro de la casa y trozos de teja de su cubierta.

       El cadáver del sargento fue levado a la iglesia de Tama a la espera de ser trasladado a Santander, donde tendría lugar un multitudinario funeral

TamaIII.jpg (46108 bytes)

Iglesia de Tama donde fue conducido el cuerpo del Sargento Sanz.

 

1