AFRENTA AL REY

Publicado en Gran Valparaíso

Sr. George Bush, Presidente de los Estados Unidos de Norteamérica;
Sr. Embajador William Brownfield;
Sección de Información y Cultura de la Embajada de Estados Unidos;
Ladies and gentlemen:

El motivo de la presente es manifestar nuestra sorpresa, molestia y posterior indignación al enterarme del rechazo de la solicitud de visa del músico Tommy Rey y parte de su sonora, para realizar presentaciones en Miami y Nueva York.
El honor de nuestra patria no había sido mancillado de manera tal desde la derrota en la batalla de Tarapacá. Su país está afrentando al más popular y más importante de los músicos chilenos, que sin poses de artista ni discursos intelectualoides supo instalarse en el corazón de todos los habitantes de este pequeño país de su patio trasero, que ha hecho bailar a grandes y chicos, a oficinistas, estudiantes, obreros, escépticos, nihilistas y sibaritas.
Pero qué saben ustedes de eso. Creen que la cumbia se acaba en Colombia, y es exclusivo patrimonio de cubanos gusanos. No saben lo que es lagrimear con "Un año más" en una fiesta de año nuevo, bebiendo champaña con helado de piña. No saben lo que es levantar polvo en el piso de tierra de una fonda bailando "La Peineta" o bailar "Agua que no has de beber" esquivando los cuerpos yacentes de miles de estudiantes ebrios en una fiesta mechona en alguna playa.
El argumento que dieron para negar las visas fue "que le quitarían el trabajo a músicos norteamericanos". ¡Déjense de joder! Su música está tan mal que su mejor rapero es blanco. La verdad es que nos temen porque allá no hay nadie que cultive la cumbia chilena.Temen sucumbir ante los embriagantes sones de "La Gallina no", y ustedes ya saben de eso. Ustedes reprimieron en su inicio al rock porque era música "de negros", y que para mayor escándalo la popularizó un blanco (Bill Halley). Temen porque sólo han sabido imponerse en el jazz pero en los otros géneros, incluído el rock, siempre los mejores fueron los foráneos.
No sé si me entiendan. Se requiere una sensibilidad especial, la misma que se requiere para amar al fútbol, deporte que sus fríos espíritus jamás supieron comprender. Sus ordenadas mentes jamás entenderán la sabiduría de "Agua que no has de beber" o "Pobre Caminante". Jamás les dará sed al escuchar "El Galeón Español".
El hecho es grave. No le han dicho "no" a la Sonora de Tommy Rey, le han dicho "no" a la dueña de casa, al taxista, al vendedor de celulares. Han ofendido a un pueblo entero y nuestra venganza será terrible. Osama Bin Laden parecerá un monje budista que olvidó tomar su Eutirox en comparación con la bravía reacción del pueblo chileno. De partida, bravías partidas de quiltros chilenos realizarán una opeación aerotransportada, y diseminarán la viril simiente mapuche en todas las pitucas poodle y supuestamente agesivos rottweilers, gracias a su insaciable, desenfrenado y deshinibido apetito sexual, que se extenderá a los juguetes de peluche de los niños y las piernas de los adultos. Como segunda parte de nuestro plan de venganza, el buque escuela Esmeralda desembarcará en la mismísima bahía del río Hudson dos divisiones de indios pícaros, que no perdonarán ni a vuestras hermanas en el uso de las herramientas que Dios les ha dado y que fueron objeto de admiración de un ex vicepresidente suyo, creo que fue Bob Dole. Y no contentos con mancillar el honor del pueblo norteamericano, bajo los sones del Himno de Yungay vaciarán sus vejigas llenas de cerveza Escudo, piscolas y jotes en las mismísimas aguas del Mississipi. Esta acción también será apoyada por una selecta dotación de burros.
Finalmente nustras brigadas blindadas compuestas de liebres, micros y colectivos con nuestros aguerridos choferes, se tomarán las calles y ahí sabrán lo que es bueno. Si aún así no aceptan rendirse, les ponemos a Pinochet de presidente y a Lavín de alcalde de Nueva York; si bien estas últimas son armas de destrucción masiva y están prohibidas por la convención de Ginebra, las tenemos a mano como elemento disuasivo.
Ante el dantesco escenario que les planteo, que terminará sin duda con la gallarda tricolor flameando sobre la Casa Blanca, les sugiero que revisen su decisión y entiendan el sentir de un pueblo.
Sin otro particular, se despide atentamente

Cristián Orellana

PS: La idea de los quiltros en realidad es de mi amigo Joaquín Quintana.

¡Vueeelta! a "Chile"

¡Vueeelta! a "Inicio"

P.PS: Tras la publicación de este artículo, recibí el siguiente email:

Estimado Sr. Orellana

Quien le escribe, ha considerado su artículo inmejorable en cuanto a verdades; y de una íronia típica de nuestros compatriotas cuando se ven ofendidos en lo más intimo de su ser nacional, como en este caso, pues todos consideran muy nuestra la Cumbia Chilena, la que interpreta la "Sonora de Tommy Rey"

Quiero felicitarlo por su gran humor y simpatía, el artículo me hizo exclamar varias veces "que buena", y espero que entienda que por razones obvias, no puedo extenderme en mis apreciaciones.

Saluda atentamente a Ud

Leonardo Soto V

Músico y Representante Legal Sonora de Tommy Rey


[Hide Window]
This page is an archived page courtesy of the geocities archive project 
Report this page
[Close Window]

Hi, from the team at www.geocitiesarchive.com

We apologise for the interruption but can you

We need your help spreading the word about the geocities archive.

Please use the social links to the left and if possible add a link to https://www.geocitiesarchive.org from your blog or website.

Thank you :)